Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Resuinsa, empresa española líder en lencería para hostelería y colectividades a través de su división técnica, ha trabajado en este proyecto durante dos años codo con codo con el Instituto Tecnológico Textil, AITEX, y la multinacional Datamars. El resultado esta etiqueta electrónica que acompaña a todos sus productos. La principal dificultad con la que se ha tenido que solucionar residía en la utilización intensiva de este tipo de tejidos, sometidos a alta presión, elevadas temperaturas y detergentes agresivos en el proceso de lavado. La etiqueta se ha probado de forma experimental en ciclos de hasta 250 lavados y permite hasta 60 bares de presión.

Incorporar la tecnología RFID supone un notable valor añadido a los productos Resuinsa. Cualquier hotelero o restaurador que utilice el producto Resuinsa podrá conocer; cuántos lavados tienen una de sus toallas o sábanas y cuál es su probable vida útil. Podrá saber, exactamente, cuántas sábanas, toallas, etc, tiene en el almacén de cada piso de un hotel o cuantas le han robado. Además de saber la carga real de cada tambor de una lavadora, e incluso controlar la rentabilidad en su lavandería mediante el control de la vida útil de la ropa e informar al cliente final en todo momento sobre el estado de sus pedidos.

En el camino la compañía ha contado con el apoyo del CDTI y fondos procedentes de la Unión Europea lo que ha supuesto un largo procesos de supervisión y evaluación por parte de técnicos especializados que han corroborado que el proyecto se ha realizado correctamente y se ha realizado auditorias y pruebas de validez con prototipos que han certificado su funcionamiento. La nueva tecnología ha sido presentado a los internacional premios Awards que se realizaron en el certamen Hostelco resultados finalista.

En estos momentos la división de I+D+I de la compañía RESUINSA está trabajando con los clientes para aplicar toda las posibilidades de este desarrollo tanto a hoteles como a lavanderías.

Tecnología RFID

La tecnología RFID ya se utilizaba habitualmente en otros sectores y especialmente en prendas de textiles de consumo público, pero no para el sector hotelero, ya que los textiles destinados a colectividades están sometidos a unas condiciones de lavado extremas en lavanderías industriales que hacen más complicada su implantación y la conservación de las etiquetas. Sin embargo, a partir de este proyecto, con el apoyo de AITEX y de la empresa Datamars, especializada en tecnología RFID, Resuinsa incorporará un microchip RFID UHF (Ultra Alta Frecuencia, capaz de realizar múltiples lecturas sin emisión directa) en sus productos destinados al sector de la hostelería, resistente a los procesos más agresivos de lavado industrial.

La tecnología RFID es un sistema de identificación de objetos que utiliza ondas de radio para la comunicación. El sistema se basa en adherir al producto un chip de reducidas dimensiones mediante una etiqueta, que permite almacenar información, y transmitirla por radiofrecuencia a un lector. Se trata de un sistema que permite controlar toda la trazabilidad del producto, desde la recepción del material, almacenamiento y expedición al cliente. La identificación RFID de prendas o materia textil permite obtener ventajas significativas en diferentes puntos de gestión de la cadena textil, desde el inicio del proceso productivo, hasta su expedición en toda la red comercial. Técnicamente, la dificultad en este proyecto se resolvió de modo que el chip se presenta encapsulado para soportar los procesos de lavandería industrial de las prendas.

Además, el chip necesita una antena capaz de enviar la señal, con lo que se diseñó una antena con hilo conductor, con capacidad para siete metros de distancia de emisión. El proyecto incluyo diferentes prototipos y validaciones de hilos y bordados hasta conseguir este resultado. Por otro lado, teniendo en cuenta el diseño de la prenda se buscó la mejor ubicación para la mismo los dobladillos que facilitan la lectura y no rompe con la estética de la toalla o la sábanas.

El proyecto se está aplicando en algunos hoteles y lavanderías en el que el primer paso es realizar un estudio inicial de sus necesidades y ver el equipamiento necesario para cada uno de ellos.